En Viejenials hemos percibido claramente la influencia  categórica de la publicidad en la generación de parámetros discriminatorios por edad. Creemos que sus valores  son los máximos definidores de los paradigmas de edad, y los que delimitan y ponen rótulos sobre qué es para cada quien.

Para la publicidad , los adultos mayores somos suceptibles de aparecer en situaciones de frotarnos la rodilla con una crema antiinflamatoria para los dolores, o de pegarnos con un pegamento la dentadura postiza, o para usar salvaslips antipérdida de orina, o si acaso, aparece la mujer que prepara el tupper a un hijo de 30 que se ha independizado.

Yo os invito a que hagaís el ejercicio de mirar una tanda de anuncios, y observar en qué anuncio aparece alguien de 50+ en situaciones de vida potentes, productivas, fashion, tendries, o que apunten a la salud y el deporte en vez de a la enfermedad.

El estigma es tal , que parece que los que superan los 50 años no son susceptibles de tener deseos ni metas de consumo standard, luxury , semi luxury, o low cost. Tampoco para la diversión, bebidas, moda, perfumes, coches , etc etc. Es como si la publicidad decretara que a partir de cierta edad has de deslizarte hacia la oscuridad, o hacia la enfermedad. Cuando en realidad, son los que se encuentran en posiciones económicas mucho mejores y en posibilidades de tiempo mucho mayores que aquellos a quienes se dirije la publicidad.

Ni hablar, si miramos una revista de moda, en la que los modelos aparte de ser bellos , delgadísimos, y en casos hasta anoréxicos -sobre todo las chicas- , además son menores de 20 años.

AGENCIAS DE PUBLICIDAD

Pero lo que nos ha llamado la atención, y que no habíamos reparado en ello, y gracias a San Google nos hemos iluminado, y es que la discriminación por edad, sucede en las propias agencias de publicidad. Resulta que los ejecutivos de cuentas, sobre todo si son mujeres, cuando llegan a los 50 , ya son mal vistas y practicamente echadas de sus responsabilidades.

Parece que como no son capaces de trabajar con su PC en un Starbucks o en un parque, o de preparar una campaña con un teléfono móvil, son ya menospreciadas por un staff mucho más joven , que comienza a coger las riendas de establecer los paradigmas de lo “cool”.

No importa en este ámbito el dicho “50 is the new 40” o “60 is the new 50” , la edad es un claro factor de discriminación para trabajar en agencias de publicidad, no sólo en Manhattan o San Francisco, sino también en Londres o Sydney.

A propósito hemos leído un comentario de una ejecutiva de agencia en el Reino Unido en el Agency Spy de Adweek:

“Uno de los problemas clave es que las agencias discriminan más a las mujeres mayores  que los hombres mayores. Fui “despedida” a los 50 años por JWT, como casi todas las mujeres con las que trabajé a lo largo de los 50 años (y aún continúa, ya que casi nadie puede darse el lujo de enfrentarse a WPP y potencias similares en los tribunales) . La discriminación por edad es común contra ambos sexos en las agencias del Reino Unido, pero rara vez se menciona en cualquier discusión sobre diversidad, a pesar del envejecimiento de la población y el hecho de que la mayoría de los compradores / usuarios de una marca NO serán jóvenes. Pero las mujeres mayores son particularmente castigadas por no ser jóvenes y bellas nunca más.”

En España empiezan a haber algunos atisbos de cambio, o al menos de percepción de que algo está por ocurrir o de que ha ocurrido ya. Seguramente por el hecho de que las generaciones de Viejenials no se quieren retirar de los trabajos y siguen estando activos en todos los ámbitos.  Eso va a dar desde luego un nuevo insight, una nueva estética, y un nuevo perfil sobre quienes han de ser los “modelos”. 

La firma de Moda Mango, el año pasado realizó una campaña con una influencer del Reino Unido, en una campaña que inundó de Moopies varias ciudades españolas. Aquí pueden ver a su modelo:

La prestigiosa tienda El Corte Inglés, una gran marcadora de tendencias en España con sus anuncios, acaba de incluir este invierno, una ex Miss, que ahora tiene 73 años entre las modelos jóvenes.

Samsung tiene una campaña en Argentina llamada precisamente Viejenials, en el que son precisamente los adultos de50+ los que les enseñan a los hijos cómo se usan los gadgets o las apps para abrir una persiana, o regular la temperatura de un frigorífico o cómo gestionar tu cuenta de banco.

En Francia hay un modelo que es super top y fue descubierto luego de cumplir los 60 años, puedes conocerlo en nuestro post Exitazo de un modelo francés mayor de 60 años

En Viejenials creemos que es importantísimo trabajar sobre este tema, e incidir para llamar la atención de los creadores de publicidad sobre el hecho que los 50+ somos una generación que está creando un paradigma revolucionario en términos demográficos y en términos de consumo, y en términos de “ageing”.